BLOG

BLOG

Obras del grupo EL PASO

...

La galería Ármaga acoge este sábado 20 de diciembre, a mediodía, la inauguración de una nueva exposición, con obras de artistas del Grupo El Paso (1957-1960). El acto de inauguración tendrá lugar a partir de las 12 de la mañana, con una sesión vermouth.

En esta ocasión colgarán de las paredes de la galería obras de Rafael Canogar, Luis Feito, Manuel Viola, Antonio Suárez, Manolo Millares, Antonio Saura, Pablo Serrano, Manuel Rivera, Martín Chirino… La exposición se podrá visitar hasta el próximo 17 de enero de 2015.

El grupo se fundó en Madrid en febrero de 1957, y en marzo de ese mismo año se publicó el manifiesto de El Paso redactado por el crítico José Ayllón y con el símbolo del grupo realizado por Antonio Saura basándose en una obra de Pablo Serrano. Al mes siguiente, en abril, los artistas de El Paso inauguraron su primera exposición colectiva en la Librería-Galería Buchholz de Madrid.

El Grupo El Paso desempeñó un papel fundamental en el proceso de configuración y definición de la vanguardia española de posguerra. Se trata de un grupo de artistas con significación singular, debido a la procedencia dispar de sus miembros, su coherencia plástica a pesar de la fuerte individualidad de cada uno de sus componentes, y su ideología comprometida y radical.

Los artistas de El Paso iniciaron su formación en un ambiente artístico en el que la modernidad se abría paso de una forma precaria. En realidad, podría decirse que el arte de los miembros del grupo, al igual que el de otros muchos artistas de vanguardia de entonces, no se correspondía con las condiciones reales e históricas del país. Su actividad fue una labor que tendió un puente, un paso, entre una modernidad invertebrada y una vanguardia radical. Para ello, al igual que para otros pintores que vivieron la aventura del Informalismo y construyeron la poética del Arte otro, fue decisivo el conocimiento de las realizaciones de la vanguardia abstracta. La vanguardia que tenía su centro y capital en París y el Expresionismo Abstracto norteamericano fueron los puntos de referencia y contacto con un nuevo lenguaje que inmediatamente asimilaron e hicieron propio.

Uno de los aspectos que definen la dimensión plástica de El Paso fue precisamente su preocupación y actitud crítica ante la realidad y su compromiso con una situación histórica. La vanguardia significaba rebeldía, ruptura. El compromiso con la realidad del momento suponía una misma actitud de lucha y negación de lo establecido que los miembros de El Paso identificaron con su práctica artística.

Una fotografía de Manolo Millares, en la que el pintor aparece junto a un deteriorado cartel en el que se lee «PROHIBIDO EL PASO», es un testimonio preciso de esta actitud a contracorriente. En el manifiesto de El Paso (1957), se afirmaba: «Creemos que nuestro arte no será válido mientras no contenga una inquietud coincidente con los signos de la época, realizando una apasionada toma de contacto con las más renovadoras corrientes artísticas. Vamos hacia una plástica revolucionaria —en la que estén presentes nuestra tradición dramática y nuestra directa expresión— que responda históricamente a una actividad universal».

Aquí se puede ver y descargar EL CATÁLOGO de esta exposición.

Entradas por meses

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies