BLOG

BLOG

LA CHUNGA: Bailando con pinceles

...

“Baila La Chunga descalza volando sobre los lienzos.
Donde sudario había nacen flores, se abren patios,
donde era oscuro hay un sol, remolinos de volantes,
y donde un cosmos baldío brotan sus ojos negros,
que a la parca sus mujeres le sacaron los colores,
rojo, verde, azul, naranja y el índigo que mece los sueños.
¡Baila, vuela, Chunga, pinta de azahar el viento!”.

Juan Carlos Pajares

Por ELOÍSA OTERO
tamtampress.es

Micaela Flores Amaya, “la Chunga”, ­regresa a la galería leonesa Ármaga con su naïf luminoso. La artista y bailaora asistirá a la inauguración de su exposición este viernes, 30 de enero, a las ocho de la tarde. Sus cuadros y pinturas llenas de color, frescura y vitalismo se podrán contemplar hasta el próximo 10 de marzo.

Arte grandeza y sabiduría
la Chunga en su cuerpo tiene,
viéndola bailar es un genio
porque con sus pie descalzos
tiembla de envidia el suelo,
Arte que le regaló dios
para orgullo del mundo entero.

Micaela Flores Amaya, más conocida como la Chunga, a secas, dejó de bailar hace años, cuando el cáncer tocó sus pulmones, pero nunca ha dejado de pintar con ese peculiar estilo naïf que entusiasmó a Picasso y a Dalí.

FOTO la chunga 5

Vino al mundo en Marsella, a finales de los años 30, en una familia de inmigrantes andaluces gitanos en Francia. Cuando ella tenía un año, su familia decidió instalarse en Barcelona y allí empezó la Chunga a actuar siendo una niña, con su personal técnica de bailar descalza, para ganar unas pesetas. “Cuando empecé en Montjuic no tenía dinero ni para comprarme zapatos”, ha recordado la artista en muchas ocasiones. Ella siempre ha llevado con orgullo el apodo cariñoso que la pusieron sus padres, “porque cuando nací era poquilla cosa, fea y muy negra, que chunga quiere decir mal hecha”.

Como bailaora logró despuntar muy pronto y se codeó con los más grandes. Fue musa artística de escritores y poetas como Blas de Otero, Rafael Alberti, José Manuel Caballero Bonald o León Felipe, pero también de grandísimos pintores como Picasso, Dalí —con quien inventó la “pintura con los pies”— o Francisco Rebés, quien la animó a bailar pero también a pintar y a exponer, convirtiéndose en su mecenas.

“¿Como puede ser que una gitanilla sin estudios saque en sus cuadros esa sensibilidad y ese colorido?”, decía Picasso, quien llegó a calificar el estilo de la Chunga como “naïf luminoso”.

En esta ocasión, la Chunga regresa por cuarta vez a la galería leonesa Ármaga con obras donde predomina, como siempre, el color, la frescura, el vitalismo y la naturalidad que esta artista ha sabido otorgar a todos los ámbitos de su vida. Una obra diferente, digna de ver y en la que la autodidacta Micaela Flores muestra, como ya dijo en su día, todo lo que le sale de dentro, como en el baile, de forma intuitiva. Pero aunque sus colores son alegres como la vida, su pintura no suele reflejar caras risueñas. “Son tristes, no sé por qué, siempre me sale mi cara y la de mi hija. Mi pintura es como soy yo, que tampoco he cambiado”.

¿Se ha sentido la Chunga alguna vez intimidada por la crítica? “En absoluto”, le respondió en una ocasión a un periodista. “Picasso y Cela amaban mis obras. Se asombraban de cómo alguien como yo podía llevar a los cuadros todos estos colores y combinarlos tan bien. Con eso me basta”. “Cuando pinto no lo pienso, es algo espontáneo, creo que se debe a que los temas los llevo muy dentro”, añade esta artista de raza a la que Rafael Alberti dedicó versos como estos:

Brisa viva, pájaro que ardiendo vuela,
lumbre que embiste y se esquiva
como un toro de candela
libre y a la vez cautiva.

La Chunga baliando ante Dalí, Gala y unos amigos en el verano de 1957.

La Chunga baliando ante Dali y Gala en el verano de 1957.

Sobre la fotografía: En el verano de 1957, Dalí invitó a la Chunga a realizar una especie de performance, en la que ella tenía que bailar descalza sobre un lienzo en blanco, mientras él iba aplicando pintura. Más tarde le dieron la vuelta al lienzo y ella siguió bailando sobre el reverso, con el fin de que el cuadro se impregnara con el polvo, la tierra y las piedrecillas del suelo (como se recoge en la imagen).

— EL CATÁLOGO —

Exposición de pintura naïf. La Chunga 2015.

Exposición de pintura naïf. La Chunga 2015.

Para ver o descargar el catálogo de la exposición,
haz un click en la imagen.

Entradas por meses

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies