Este sábado 9 de septiembre, en torno a las 13 horas, se inaugura en la galería Ármaga la exposición ‘Trazos de memoria’, de la artista leonesa Mónica Jorquera. Se podrá contemplar hasta el 15 de octubre.

“Los ríos de los pueblos traen y llevan agua, esa en la que alguna vez fuimos peces y alguna vez barcos”. Con esta frase presenta Mónica Jorquera la exposición en la que lleva trabajando muchos meses, y que promete ser toda una sorpresa.

Mónica Jorquera (León, 1987) es artista plástica y violonchelista. Cursó la carrera de Bellas Artes en Salamanca y, tras licenciarse y dar clases de artes plásticas durante un año en León, decidió ir a Castellón para realizar un Máster de Grabado, que completó con unas prácticas en un taller de grabado de Lavapiés, en Madrid. Cuando regresó a León optó por cursar el Ciclo Superior de Grabado en la Escuela de Artes Aplicadas, especializándose realmente en esta técnica y en sus posibilidades expresivas. Ha obtenido algunos premios, como la ‘Mención de Honor’ en la ‘Bienal Internacional de Grabado 2012’ (Valladolid) otorgada por el Grupo
 Aguafuerte.

Jorquera es una artista joven y en permanente evolución, que experimenta con distintas técnicas y materiales, y que reivindica el poder de la materia plástica como herramienta comunicativa. En 2008 fundó el Colectivo Galbana junto a nueve compañeros de la Universidad de Salamanca, con el propósito común de acercar el arte al público. Desde ahí realizaron exposiciones, talleres y performances por distintos lugares de Castilla y León.

En 2014 realizó su primera exposición individual en León, en el Palacio de Don Gutierre, donde desarrolló una intervención en el patio del edificio titulada ‘Retratos de Familia’. En ella mostraba con humor e ironía “escenas cotidianas que ponen al descubierto la importancia del entorno más cercano en la formación de los niños”. En esta muestra ya se pudo apreciar su interés por distintas técnicas artísticas: escultura, pintura, grabado, collage, pirograbado… así como su personal manera de trabajar y explorar diferentes soportes, como papel, pulpa de papel, cerámica o porcelana.

‘Trazos de memoria’, la exposición que ahora presenta en la galería Ármaga es, de alguna manera, su primera gran individual. Para ella ha preparado en el último año un buen número de cuadros, grabados y piezas nuevas con las que trazar el relato de su memoria vital y artística.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies