Elias García Benavides

Basta con sumergirse en los climas y las aguas de esas asombrosas concordancias de la materia sutil, la mancha y el color, con la sensación incoercible de que, lejos de una brecha entre el sujeto y el objeto, se concierta en ellos una comunidad esencial; la sensación de que, lejos de una pérdida de realidad o un exilio de la realidad, hay en esta obra una ganancia de realidad, una forma gozosa y suplementaria de pertenencia a la realidad. No otro es el cometido del arte.

J. C. Gea

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies