Begoña Pérez

La leonesa Begoña Pérez, una artista multidisciplinar que se mueve con soltura tanto en la pintura como en la escultura o en el ámbito de la instalación. La obra elegida por Begoña Pérez, como adelanta su propio título ‘Todo fluye’, reflexiona sobre el pensamiento de Heráclito y su concepción de la realidad: el cambio incesante y eterno. En concreto la frase del filósofo presocrático ‘nada es, todo fluye‘, en referencia al movimiento y al estado no permanente de las cosas se ajusta tanto a esta obra como al trabajo de la artista. “Quería hacer un guiño al espacio que acoge mi obra. Esta instalación es una forma de intercambiar o fluir con la propia facultad de Filosofía. Es un poco eso, pero también refleja como el resto de mi trabajos pictóricos la idea de movimiento. Todos mis cuadros se mueven”.
‘Todo fluye’es una pieza formada por dos grandes lonas extendidas que abarcan todo el espacio del hall. El propio motivo lineal que estampa las telas, franjas blancas y verdes, pero sobre todo su disposición en aspa, produce singulares efectos en la percepción: líneas rectas que se ondulan, se superponen o se cruzan y dan sensación de movimiento.
Esta instalación es una forma de intercambiar o fluir con la propia facultad de Filosofía

“Llevo trabajando con las líneas y las tramas desde hace tiempo y lo comencé a hacer porque era una especie de grafismo que me ayudaba a corregir ciertas manías”, asegura Begoña Pérez.
Líneas que pretenden sugerir movimiento, acción. “Tengo obras de otras épocas en las que la línea es más sensual y orgánica, ahora en cambio es más fría, rectilínea y más calculada. Debe ser consecuencia de mi trabajo como profesora de dibujo técnico”, señala.
Tal como subraya la propia artista “la realidad para mí es movimiento”. Y su obra, como bien la he definido Javier Hernando, es una “metáfora de lo lineal”.
En la actualidad, Begoña Pérez Rivera imparte clases en la Escuela de Arte de Soria, una actividad que compagina con la creación, a la que dedica las horas que resta a su trabajo académico. Desde que inaugurase una de sus primeras exposiciones, en 1996, en la galería Tráfico de Arte, ha participado en numerosas muestras individuales y colectivas.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies